El Real Madrid le busca equipo a cuatro jugadores

El Real Madrid sigue con su ‘operación salida’ este verano, la gran prioridad del club blanco por encima de los fichajes que ahora mismo no se plantean en las oficinas de Valdebebas. Desde que se abrió el mercado de fichajes, la entidad presidida por Florentino Pérez se puso manos a la obra para aligerar la nómina de futbolistas con el objetivo de ingresar 150 millones. De momento están cerca de los 100 tras la salida de James Rodríguez al Everton por el que el Real Madrid ha ingresado 25 ‘kilos’.

Achraf, Óscar Rodríguez, Ceballos, Vallejo, Brahim, James, Kubo, Reinier, Javi Sánchez, Dani Gómez, De Frutos y Soro son los jugadores que han dejado el Real Madrid este verano ya sea como cedidos o traspasados. Son 12 futbolistas, pero aún le faltan cuatro al club blanco para completar esa operación salida. Ese cuarteto de transferibles para el Real Madrid y, sobre todo Zidane, son Bale, Mariano, Reguilón y Borja Mayoral. El entrenador francés no cuenta con ellos y los dirigentes blancos llevan tiempo buscándoles una salida. Zidane insiste en que sea lo antes posible para poder trabajar con los que se van a quedar toda la temporada.

Las situaciones de los cuatro que no entran en los planes de Zidane son muy diferentes. Por un lado está Reguilón que tiene muchas ofertas para salir. Ahí, el Real Madrid debe decidir si lo quiere ceder o traspasar por unos 25 millones de euros. Borja Mayoral parecía que no iba a tener problemas para salir, pero a día de hoy, entrena en Vadebebas esperando que el Valencia se decida a ficharlo.

Bale y Mariano
Los casos más problemáticos para el Real Madrid son Bale y Mariano. El galés está en guerra con el club al que acusó de dificultar su salida, mientras los dirigentes aseguran que no llegan ofertas por el jugador que no parece muy dispuesto a rebajarse su ficha de 15 millones de euros. A todo eso hay que añadir que el Madrid no contempla dejarlo ir gratis y todo eso complica mucho la salida de un Bale al que Zidane no quiere ver en el vestuario blanco. Con contrato hasta 2022, Bale puede pasarse una temporada en la grada. Está prevista una reunión entre el Real Madrid y el agente de Bale para desencallar la situación.

Mariano, por su parte, no quiere marcharse del club merengue. El delantero no cuenta para Zidane y el Real Madrid ya le encontró destino, el Benfica, al que el jugador se iba a ir cedido. Todo estaba cerrado entre clubs, pero no contaron con Mariano y eso molestó mucho al futbolista que ahora mismo ni se plantea dejar la disciplina del Real Madrid.

TOMADO DE: Mundo Deportivo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.