El Real Madrid está en la pole para fichar a Mbappé

EI Real Madrid sigue en la pole por Kylian Mbappé cuando el fichaje del crack francés está a punto de entrar en su fase decisiva.

Florentino Pérez lleva el asunto personalmente al tratarse de un fichaje estratégico que sólo cuajará si no se cometen errores. El buen fin del negocio exige la mejor diplomacia ya que la clave de la contratación no está en París, sino en Doha. El presidente del Madrid lleva años pisando ese terreno con pies de plomo, y está en ventaja respecto a sus competidores. A eso se suma la indisimulada pasión de Mbappé por Zidane, su mentor.

Pero, a tres meses de que el jugador entre en la fase final de su contrato con el PSG, que le ha ofrecido sin éxito un megacontrato de 150 millones netos por cinco temporadas, aumentan los pretendientes y a Kylian y a sus padres, el señor Wilfried Mbappé y la señora Fayza Lamari, le llegan cantos de sirena desde los cuatro puntos cardinales. El último en sumarse a la puja por Mbappé ha sido Víctor Font, candidato a la presidencia del Barça, que quiere hacerle un Figo al Madrid.

Font ha contactado con el entorno del crack francés y ya sabe lo que hay. El jugador tiene a Zidane como faro y piensa en blanco desde que el hoy entrenador del Real Madrid le recibió en la Ciudad Deportiva madridista cuando el futbolista, que entonces tenía 13 años, acudió a la capital para probar durante una semana con la cantera del Real Madrid. Le fue bien, muy bien. Pero volvió a París con la promesa de volver…

Este episodio lo recuerda Mbappé en una carta abierta que publicó en The Players Tribune, que es toda una declaración de amor por el Madrid y por Zidane. «Justo antes de cumplir 14 años, tuve una sorpresa increíble. Mi padre recibió una llamada de alguien en el Real Madrid invitándome a venir a España para una prueba durante las vacaciones. En realidad le habían dicho a mi padre: ‘A Zidane le gustaría ver a tu hijo’. En ese momento, Zizou era el director deportivo del club. Fue como estar en la Luna. Estaba desesperado por ir. Los ojeadores estaban comenzando a seguirme y estaba recibiendo atención por parte de los medios. Cuando tienes 13 años, no sabes cómo manejar esto. Había mucha presión y mi familia quería protegerme de todo eso. Era mi decimocuarto cumpleaños esa semana y lo que no sabía es que mis padres estaban organizando todo para poder llevarme a Madrid como regalo. No le dijimos a nadie dónde íbamos. Ni siquiera se lo dije a mis amigos porque estaba muy nervioso. Si las cosas no iban bien, no quería volver a mi barrio y decepcionarlos. Nunca olvidaré el momento en que llegamos a la Ciudad Deportiva del Real Madrid, cerca del aeropuerto. Zidane nos recibió en el párking junto a su automóvil, y era un automóvil realmente grande, por supuesto. Nos saludamos y luego se ofreció a llevarme al campo para entrenar. Estaba señalando el asiento delantero como diciendo, ‘Vamos, entra’. Pero me congelé y le pregunté: ‘¿Me quito los zapatos?’ ¡Jajaja! No sé por qué dije eso. ¡Era el auto de Zizou! Él lo vio divertido. Y dijo: ‘Claro que no, vamos, entra’. Me llevó al campo de entrenamiento, y estaba pensando para mí mismo, estoy en el coche de Zizou. Soy Kylian, de Bondy. Esto no es real. Todavía debo estar durmiendo en el avión. A veces, incluso cuando realmente estás viviendo algo, te sientes como en un sueño…». Esta carta de Mbappé no deja lugar a dudas: piensa en blanco y sólo le interesa el Madrid. Pero aún así, además de Font, quien por cierto fue socio de Ferran Soriano, CEO del Manchester City, también lo ha querido intentar Klopp, que ya tiene asumido que no puede competir con Zidane pero que sueña con llevar al crack francés al Liverpool.

Desde que escribió esa declaración de intenciones, Mbappé ha ido dando pasos para jugar en el Madrid. Algunos públicos, como sus guiños en las redes sociales a algunas de las leyendas blancas, y otros privados, pero más contundentes. Uno relevante ha sido la contratación de una de las mejores especialistas en Derecho del Deporte: Delphine Verheyden. En París la conocen como La Dama de hierro. «Es implacable», dicen de ella. Mbappé acabará con el PSG en 2022, pero Verheyden aparecerá en escena antes, en la primavera de 2021.

TOMADO DE: AS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.