ORGULLO ECUATORIANO: Carapaz, ha nacido una estrella

Richard Carapaz se presentó en sociedad, en el Giro de Italia. A nivel mundial. El ciclista ecuatoriano del Movistar Team conquistó la 8ª etapa con final en Montevergine di Mercogliano después de un aplastante ataque en los kilómetros finales que dejó a todos atrás y le planta de lleno en la lucha por la general de esta edición. El británico Simon Yates sigue al frente de la tabla, aunque con un nuevo rival.

Era sólo cuestión de tiempo. En 2017 se empezó a hablar cada vez más de este joven corredor que había desembarcado en el Movistar Team. Las referencias eran impresionantes. Un escalador de los de siempre pero que venía desde un país donde no suelen salir grandes estrellas a nivel mundial. Pero algún día tenía que suceder y Carapaz ya es un hecho. El corredor demostró el año pasado, en su primera temporada completa con la escuadra telefónica, el por qué de su fichaje. Fue cuarto en la Vuelta a Castilla y León, segundo en la Ruta del Sur y 36º en la Vuelta a España, su primera gran vuelta con apenas 24 años. Una progresión que esta temporada debía empezar a confirmarse. Y así ha sido.

Unzué y el resto de directores del equipo español lo tienen desde hace tiempo entre algodones. Saben que es la última gran joya del equipo y quiere ir poco a poco, paso a paso. A fuego lento, como se hacen los grandes campeones. Pero parece que el ciclista tiene tanto talento que todo hace que suceda deprisa. Como hoy en el último puerto del día, donde demostró un gran estado de forma que ya dejó patente en la pasada Vuelta a Asturias, donde se llevó la general. Antes, en la París-Niza, terminó en 11º lugar y poco después fue 3º en la Semana Coppi e Bartali. Números que sirven para confirmar que lo de hoy no fue, ni mucho menos, casualidad. Carapaz llevaba meses avisando y hoy por fin alzó la voz a nivel mundial para estrenarse en una gran vuelta y en su primer Giro de Italia para convertirse en el primer ecuatoriano en toda la historia que gana en una Grande.

Su triunfo quedará para el recuerdo de Ecuador y de los aficionados, en general. Porque recordó a los grandes escaladores de siempre. La escapada del día llegaba al puerto final después de muchos kilómetros de ‘tregua’ por parte del pelotón, y su aventura se complicaba. Eran 17 kilómetros de subida, pero no fue hasta que restaban 13 cuando el joven Bouwman decidió hacer la guerra por su cuenta y lanzar su ataque y su consiguiente apuesta. Fue un pulso emocionante ya que el pelotón recortaba a pasos agigantados, pero sin ataques entre los favoritos. Todo se puso mucho más tenso cuando Froome se fue al suelo tras un enganchón. Otro tropiezo más en esta primera semana de Giro para el británico, que logró reponerse, siempre con el gesto torcido, y mandó tirar a su equipo tirar. Una reacción muy valiente que anuló las opciones del que era cabeza de carrera, que empezaba a desesperarse.

Sin embargo, pocos contaban con el desenlace final. Geniez arrancó primero y poco después le siguió el ataque de Carapaz. El ecuatoriano no tuvo rival. Pasó a Geniez y luego, como un rayo, alcanzó a Bouwman para quitarle las pegatinas y lanzarse a por el triunfo de etapa. Llevó a la recta final, alzó los brazos y esbozó una enorme sonrisa, la misma del que sabe que acaba de poner su nombre en el mapa ciclista mundial. Un gesto que, a buen seguro, veremos muchas más veces y en citas tan importantes o más que esta. El Movistar Team llegó a este Giro sin un líder claro para la general y con la idea de cazar etapas y de pronto se ha encontrado con el objetivo cumplido en la primera semana de carrera y también con la ilusión de hacer algo importante en la lucha por el triunfo final. De momento, Carapaz ya es octavo, a 1’06” de Simon Yates, que sigue como líder de la clasificación y que entró con el resto de favoritos. Mañana, prueba mucho más dura con el final en alto del Gran Sasso d’Italia.

 

TOMADO DE: Marca

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.