Arias: “Creo que se opina mucho y se sabe poco”


Alfredo Arias analizó el primer semestre de Emelec, donde no consiguió el objetivo de ganar la etapa y perdió el partido de ida de los octavos de final de la Copa Libertadores ante San Lorenzo.

Fernando Luna: “Tiene solo cuatro sesiones de entrenamiento con nosotros y ha quedado concentrado desde que llegó por el partido de Copa. Lógicamente no tiene el conocimiento necesario de él con el plantel y los jugadores con él como para hacer un análisis certero, pero confiamos en sus condiciones. Seguramente por su capacidad individual nos podrá aportar algo”.

Exigencia de ser campeón siempre: “El hincha se acostumbró a ganar todo y lógicamente quiere seguir ganando todo, es el papel del hincha. Yo fui contratado no para hincha sino para entrenar a un equipo y en un momento que se sabía que iba a sufrir una renovación, se nos fueron 14 jugadores y vinieron 9. Diferentes circunstancias que yo tengo que analizarlas como técnico, hicieron que no pudiéramos llegar a la última fecha a pelear el campeonato”.

Y agregó: “El tiempo transcurre y hay que aprovecharlo para que el aprendizaje sea rápido y los errores sean menos. Un equipo no es una individualidad, justamente es un equipo y los jugadores tienen que conocerse. Los nuevos que vinieron lo hicieron bien, porque no es fácil ponerse una camiseta de tricampeón de Emelec. No es que vinieron jugadores del exterior de primera del Real Madrid, de Peñarol, tampoco uno de aquí que viniera de México, vinieron jugadores de Fuerza Amarilla, de Mushuc Runa y de Aucas, y lo están haciendo bien, son jóvenes con un talento bárbaro”.

De la Copa Libertadores: “Esos jugadores en este semestre pasaron de fase en la Copa en un grupo que ya nos daban por muertos, fueron a sacar los puntos que necesitaban, jugando como siempre al frente y yendo a atacar. Hoy están enfrentándose a San Lorenzo, un equipo que tiene historia y con unos quilates bárbaros, y ellos lo van a hacer nuevamente bien. Estoy seguro que van a pararse en cancha y van a ser protagonistas”.

Su ideología: “No sé jugar de otra manera, si esperaban otro técnico que contragolpeara, yo siempre voy al ataque, todos los partidos hemos protagonizado”.

¿Cómo hacer para no tocar piso? “Conozco una sola manera, levantarme tempranito y entrenando más sobre lo que uno erra y tratar de repetir lo que uno hace bien. Para mi lo más importante son los jugadores. Creo que se opina mucho y se sabe poco, se va muy poco a ver entrenar un equipo y se opina después desde un resultado. Si sos campeón sos un fenómeno y si no sos un burro, entre esas dos afirmaciones hay mucha cosa. Estoy firme y confío en mis jugadores”.

La prensa del país: “Yo no escucho radios, no leo periódicos y no veo programas de televisión, solo de otros países, trato de mirar mucho fútbol pero a veces lo pongo en silencio, porque no creo que sea la misma opinión de un periodista que la que tengo yo como entrenador, la respeto pero no la escucho. Voy a la conferencia de prensa porque estoy obligado, muchas veces noto que de esa conferencia se hacen bolas de nieve, sacan una palabra y la ponen en otro lado. La verdad que de esto que tiene que ver de la profesión del fútbol, lo que es una táctica, una estrategia, lo que es una pelota parada, lo que es una línea de tres, de cuatro, de cinco, que han hecho una telenovela acá, saben muy poquito”.

Sobre la polémica de la línea defensiva: “Hablemos un poco de fútbol. Está bien que algunos piensen que Romario no puede jugar de lateral, ahora yo soy el que entreno todos los días con él y considero que puede jugar ahí, lo que sucede es que el pasado de él no es lateral y piensan que solo es una defensa de tres. Si usted juega con línea de cuatro nunca manda a los dos laterales al ataque, nosotros somos un equipo que va continuamente al ataque y lógicamente que cuando manda un lateral al ataque, quedan tres atrás. Yo elegí siempre mandar a Romario porque Bagüí es más defensa. Cuando defendemos no lo hacemos con cuatro, todos los técnicos del mundo lo hacen con todos los jugadores”.

Y agregó: “Normalmente el que ve desde la televisión, el que no va a los entrenamientos, o el que quiere jugar desde un resultado, el que tiene la camiseta puesta o el que no sabe nada y tiene un micrófono, ¿qué hace? Mira el partido y dice: este defiende con línea de tres”.

Fuente: Estadio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *